Header

La chanfaina, heredera fiel de la cocina de la España profunda

23/09/2012 |


Proveniente de Extremadura, este plato que se sirve en la región de Cuyo es de origen humilde y se elabora con las partes menos nobles del cordero.

Como tantos otras preparaciones que llegaron con los españoles tras el descubrimiento de América, la chanfaina fue bien adoptada por la cocina regional argentina de la región de Cuyo, aunque en su versión actual hayan habido algunos cambios respecto de la receta original.

La chanfaina es uno de esos platos típicos de caldero muy nutritivos que se preparan en el campo y que son elaborados con las partes menos nobles de un animal. En este caso, se emplean las menudencias del cordero tales como corazón, hígado, riñones y patas.

Proveniente de Extremadura, una de las regiones más pobres de España, la chanfaina es un tipo de guiso o potaje sin legumbres que tradicionalmente era preparado por los pastores con lo que quedaba del animal tras ser sacrificado y entregada su carne al señor feudal.

Incluso existe en la localidad de Fuente de Cantos, Extremadura, la “Fiesta de la Chanfaina” todos los días 29 de abril donde participa toda la comunidad y existen concursos para elegir a la mejor preparación.

Como la paella, la chanfaina tiene distintas versiones de elaboración y puede admitir diversos ingredientes. Los principales (y que sirven de base de toda chanfaina) son cordero, cebolla, ajo y laurel. Algunos aprovechan esta base y le agregan morrones, arroz, nueces o pasas de uva.

En Cuyo, la chanfaina se elabora con papa, ají y pimentón, aunque también se la puede encontrar en el Norte argentino y en otros países de América Latina. Para su preparación, hay que dejar las menudencias durante toda la noche cubiertas con sal gruesa para, al día siguiente, cocinarlas en la olla con los demás ingredientes.